Este mes de diciembre, coordinados por la Delegación para la Nueva Evangelización, concluyen en nuestra diócesis los diversos cursos Alpha que vienen realizándose en dos ámbitos totalmente distintos: Alpha en prisiones y Alpha en Colegios.

Como en la edición anterior, un grupo de internos del Centro Penitenciario Tenerife II, participó en el segundo curso Alpha que se celebra en el lugar. A lo largo de varias semanas, coordinado por el grupo de seminaristas que desarrollan su actividad pastoral en la prisión e integrados en el servicio de voluntariado de la misma, fueron explorando la fe en un clima de encuentro, diálogo y respeto a todas las inquietudes y preguntas. Esta experiencia es la única que se realiza en todo el país junto con la de Barcelona.

Al finalizar la misma, los participantes han podido expresar sus experiencias:
baja 3

” En estos momentos soy un preso. No estoy nada orgulloso de mis actos en el pasado pero si os puedo contar que me arrepiento de ellos (…) Para mí Alpha ha sido un redescubrimiento, saber que Dios me quiere, que no me ha olvidado. En Alpha se disipan algunas dudas y descubrimos que la fe no está alejada de nosotros porque se que hay algo más, alguien que nos proteje, alguien que nos dice eso está mal aunque lo hagamos, pues para eso nos ha dado libertad.

Yo me había alejado de Dios, del amor que me tiene como ser humano, como el padre que ayuda a su hijo, que le deja hacer su vida, pero siempre está ahí para cuando tenga un problema. Con ayuda de mis compañeros y amigos seminaristas, he experimentado algo muy bonito, algo que tenía dentro de mi y había guardado. Ese algo es que “¡¡DIOS EXISTE!!”.

Atentamente de una persona que torció su vida a los 15 años y jamás desearía que otra persona pasese por la milésima parte de lo que pasó.” J

“Un compañero que había hecho Alpha me comentó que se iba a realizar un curso nuevo y decidí participar. El primer día entré para probar y lo que vi me gustó. Era diferente a lo que estaba acostumbrado. No estaba acostumbrado a rezar y ahora lo hago con frecuencia. Se que estoy en prisión, pero en Alpha me he sentido libre” A

“Alpha me ha ayudado a saber orar por la gente que odio y ser agradecido. Quisiera el día que salga, poder pertenecer a una parroquia porque ahora que estoy en el peor momento de mi vida, me han ayudado mucho y me han transmitido cosas que nunca antes había sentido. Es un curso en el que te enseñan el camino del bien, pero depende de ti que lo termines o no.” J

Una vez finalizado el curso, los participantes son invitados a integrarse en un grupo de adultos de profundización en la fe (Beta). En él ya participan muchos de los que realizaron el curso anterior.

También Alpha finalizó en el Colegio Hispano Inglés y en la Pureza de María de Los Realejos. Los casi 200 alumnos de primero de bachillerato participaron en esta experiencia a lo largo del trimestre dentro de las actividades pastorales que ofrecen los centros. El punto álgido fue la convivencia de un día en la que los partipantes tuvieron espacio de compartir en profundidad, debatir y conocerse, todo ello a través de dinámicas, juegos y trabajo bajapersonal. La jornada se cerró con la celebración del Espíritu. Sin duda una experiencia que les ha servido para encontrar sentido y dirección para sus vidas.

Algunos compartían su experiencia:
“Hasta ahora me sentía perdida. En Alpha he descubierto que puedo ser diferente”

“Alpha nos ha ayudado a unirnos como curso. Llevábamos tres años juntos y los demás eran unos desconocidos. Ahora quiero que sepan que pueden contar conmigo”

“Yo no me planteaba mucho el tema de la fe. Pero ahora siento hay algo dentro de mi que tengo que dar a los demás y no me puedo callar”

“En Alpha he descubierto que tengo que cambiar y que lo puedo hacer”.baja (2)

Sin duda, Alpha es un método evangelizador con el que Dios sigue bendiciendo a nuestra Diócesis Nivariense en este tiempos de “salida misionera”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *